La misteriosa Iglesia Secreta Nuestro Señor en el Desván

Museo Amstelkring

No todo fue como en el presente, donde el culto católico es uno de los que cuenta con más seguidores y su práctica se da de cara a la sociedad.

Allá por el Siglo XVII, en Amsterdam, este credo se encontraba en desuso dentro de la sociedad holandesa, aunque las autoridades civiles llegaban a tolerarlo. Es por este motivo que los templos se montaban en espacios cerrados, que no aparentaban hacia afuera: así llegamos a la Iglesia Secreta Nuestro Señor en el Desván.

Esta misteriosa sede religiosa es una de las más misteriosas del mundo y, además, una estructura que es muestra de lo que ocurría con la reforma del 1600 en Amsterdam. El templo, fundado en 1790 según algunos documentos, estaba emplazado en el interior de una antigua mansión que tenía una fachada similar al del resto de las viviendas de la ciudad: incluso hoy conserva ese aspecto.

Por aquel entonces, como los católicos tenían prohibido celebrar rituales y actos públicos, se llegó a un acuerdo y se dejó que hubiera ceremonias semi-clandestinas en los desvanes de supuestas casas. Esto ocurría en este edificio, ubicado en Oudezijds Voorburgwal 40 que en el presente es utilizado para bodas y misas especiales y que alberga también al Museo Amstelkring. Se lo puede visitar de lunes a sábados de 10:00 a 17:00 y los domingos de 13:00 a 17:00.

Como para orientarse más fácil, se debe tener en cuenta que este museo y templo está a cinco minutos de la estación central y mucho más cerca de la estación de metro Nieuwmarkt. El acceso es fácil, y se puede arribar por medio del tranvía bajando en la parada de la Plaza Dam. Además, para quienes vayan en auto, conseguirán fácil aparcamiento en cercanías del edificio.

Hay que decir sobre el edificio, que la Iglesia Secreta Nuestro Señor en el Desván ocupa la planta superior de lo que son tres casas típicas del Siglo XVII y representa para el mundo de la arquitectura, una de las formas más altas en iglesias encubiertas. Se la puede considerar como una catedral en miniatura, con posibilidad de darles acceso a unas 200 personas.

En relación a la planta baja, la misma se conserva en perfecto estado y mantiene sus pinturas y muebles originales. Esto es lo que se conoce como Museo Amstelkring, que funciona como antesala de la iglesia en los pisos superiores. En lo que corresponde al museo todo está relacionado con motivos religiosos, y hay entre otros objetos un gran altar, galerías, colecciones de pinturas, esculturas y plata.

Foto vía: Sacred-destinations



Etiquetas:

Categorias: Museos de Amsterdam


Deja tu comentario