Visitar una fábrica de diamantes en Ámsterdam

Museo Gassan

Desde hace más de cuatrocientos años, Ámsterdam es conocida como la “Ciudad de los diamantes”; sus extraordinarios talladores y pulidores han ido perfeccionando a lo largo del tiempo, con técnicas que se transmiten de generación en generación, la famosa “talla de Ámsterdam”.

El indudable encanto de los diamantes, considerados “astillas de estrellas” en la antigua Grecia, se ha convertido en uno de los atractivos turísticos de la ciudad, y muchas empresas abren sus puertas a los visitantes para revelarles todos sus secretos.

La calle Zwanenburgerstraat, en la que actualmente se encuentran el Ayuntamiento y la Ópera de Ámsterdam, albergó hasta 1990 una de las más grandes fábricas de diamantes de la ciudad, que luego se mudó a una edificio histórico: la fábrica de diamantes Boas, construida en 1879, que fue diseñada por el famoso arquitecto J.N. Meyer y cuyas máquinas pulidoras en aquella época funcionaban a vapor. Precisamente allí, el dueño de la nueva propietaria aprendió el arte de la talla de diamantes.

El edificio abarca una superficie de 50.000 pies cuadrados y tiene un imponente frente de 40 metros de largo, al estilo tradicional de las casas medievales de Ámsterdam, con entramado de madera y decoraciones en metal típicas del siglo XIX. Como todas las fábricas construidas en aquella época, se trataba de disimular su aspecto utilizando apliques de mampostería de estilo neoclásico.

El edificio Boas tiene una distribución simétrica; la entrada principal está inspirada en la Plaza Vendôme de París con creativos detalles como las volutas que adornan las ventanas del primer piso. La entrada está flanqueada por columnas y la fachada está dividida en tres partes iguales. Las altas ventanas tenían como finalidad proporcionar abundante luz natural a los talladores.

Esta fábrica se puede visitar y observar cómo los talladores convierten piedras en bruto en preciosos diamantes. De hecho es visitada por más de 400.000 turistas cada año. Durante la visita guiada, los especialistas cuentan la historia de los diamantes de Ámsterdam, detallan las etapas del proceso de pulido de un diamante y explican todo acerca de quilates, colores, pureza y cortes.

Información práctica sobre el Museo de los Diamantes Gassan

· Ubicación: Nieuwe Uilenburgerstraat 173 – 175
· Horario: diariamente de 9 a 17h.
· Visitas guiadas: gratuitas, se deben solicitar con anticipación (también fuera del horario mencionado); se realizan en 27 idiomas.
· Servicios para el visitante: Tienda de regalos, cafetería frente al edificio principal, en la antigua sala de calderas.
· Cómo llegar: a pie desde la Estación Central ya que se halla en el centro histórico de la ciudad.

Foto: vía Google Maps

Imprimir

Categorias: Museos de Amsterdam


Deja tu comentario